La importancia de los Raid Groups

En esta nueva entrada destacaremos la importancia de los Raid Groups de las cabinas NetApp. Los que estéis acostumbrados a trabajar con estas cabinas ya sea en vuestras instalaciones o en clientes externos estaréis conmigo que el tema del espacio es siempre un gran debate: yo he comprado 3 Teras y solo me quedan 1.5, había comprado 8 discos y solo me quedan 6 para datos, … Seguramente os suene mucho y tengáis un amplio repertorio de quejas varias.

Veamos, NetApp recomienda que los Raid Groups estén configurados en RAID-DP por su seguridad y buen rendimiento. Normalmente esto está bien aceptado aunque “duela” al principio en instalaciones con pocos discos: si instalamos una FAS2040 con el chasis lleno de discos y sin bandejas adicionales normalmente daremos 6 a cada controladora de los cuales 2 serán paridad y 1 de spare por lo que de 12 se quedan 6 para datos. Esto es el 50% del espacio “perdido”.

Cuando vamos necesitando espacio adicional en nuestro sistema de almacenamiento debemos tener en cuenta algunos factores:

1) Si se requiere el máximo del espacio disponible, de momento descartando configuraciones como RAID 4 o NO SPARE, en el caso de discos SAS deberíamos configurar el Raid Size a 28. Para discos SATA normalmente es 20. De esta forma se “pierden” solo 2 discos de paridad más el disco de spare que, como sabemos, es global para todos los RGs del agregado.

2) Si el rendimiento es prioritario entonces deberemos configurar los RGs con prudencia: sabemos que la distribución de los datos entre RGs  se hace a través de un RAID-0 global entre todos ellos. Por tanto es sumamente importante que el tamaño de todos los RGs sea idéntico puesto que en el caso de tener diferencias la velocidad de acceso quedará limitada al RG más pequeño:

RG0: 10 discos SAS RAID-DP

RG1: 10 discos SAS RAID-DP

RG2: 7 discos SAS RAID-DP

Si lo comparamos con vehículos, por ejemplo, podríamos decir que RG0 y RG1 tienen una velocidad punta de 150 kms/h mientras que RG2 va a 120 kms/h. La pregunta es, ¿a qué velocidad se accederá a los datos? A 120 kms/h.

3) Si se desconoce la prioridad de rendimiento o espacio igualmente deberemos tener en cuenta el tamaño de los RGs: si añadimos discos a un agregado sin consultar la configuración del Raid Size nos podemos encontrar con un pequeño desastre. Imaginemos que nuestra controladora tiene 12 discos con RG0 de 11 en RAID-DP más 1 de SPARE y la configuración del Raid Size está por defecto, generalmente 16 discos. Si hemos adquirido 8 discos y no tenemos en cuenta este punto podemos encontrarnos con un agregado formado por RG0 de 16 y RG1 de 3 discos. Sin darnos cuenta hemos sacrificado 2 discos (los 2 de paridad del nuevo RG1) y tenemos un problema de rendimiento.

Por norma general en cualquier decisión de diseño para la escalabilidad de nuestro sistema de almacenamiento NetApp el concepto Raid Size debería ser tomando como un punto clave. Un error de cálculo nos puede producir un impacto muy negativo tanto en términos de espacio necesario como en rendimiento.

Como resumen podríamos definir los siguientes puntos:

1) No es recomendable tener RGs muy grandes por su impacto en la reconstrucción

2) Los RGs que forman parte de un mismo agregado deberían tener el mismo número de discos para que el acceso a los datos sea eficiente

3) El tamaño de los RGs se puede modificar al alza pero no a la baja

4) Cuando se asigna un nuevo disco se puede indicar a qué RG queremos que pertenezca con el comando aggr add “aggr0” –g “RG1” –d #disco. De esta forma controlamos exactamente la ubicación del disco dentro de nuestro agregado.


Licencia de Creative Commons

This Post by David Solé Pérez is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 4.0 International License

Pagina Principal